Tras el intento de desocupación voluntaria, la toma de Guernica terminó en un violento desalojo - Política y Medios
17/09/2021 - Edición Nº4977

CONFLICTO HABITACIONAL

Tras el intento de desocupación voluntaria, la toma de Guernica terminó en un violento desalojo

El plan de contingencia de la provincia para desocupar pacíficamente la toma de Guernica no fue suficiente, y este jueves se efectivizó la orden de desalojo con una fuerte represión.

El Gobierno del Frente de Todos encuentra en su interior a funcionarios y sectores políticos de todo el espectro del peronismo y fuerzas aliadas. La administración bonaerense no es la excepción, y así como se trabajó durante un mes en la desocupación voluntaria del predio usurpado, con asistencia del Estado, esta mañana el Ministerio de Seguridad procedió a desalojar con un imponente operativo policial.

Estas dos caras antagónicas que conviven en el oficialismo, y a menudo se sacan chispas, se vieron involucradas en diferentes momentos del proceso de resolución de la toma de tierras en Guernica, localidad de Presidente Perón.

[Desalojo y represión]

Este jueves por la mañana se vio una de las expresiones que tienen lugar en el armado político de Axel Kicillof. El ministro de Seguridad, Sergio Berni, encabezó un impresionante operativo policial de más de 4 mil efectivos, a los fines de cumplir con la orden judicial del juez de Garantías a cargo de la causa, Martín Miguel Rizzo.

El violento procedimiento, que incluyó disparos de postas de goma y gases lacrimógenos, motivó el repudio de organizaciones sociales vinculadas a la militancia barrial y las clases populares. También fue rechazado explícitamente por referentes de la izquierda, y por amplios segmentos sociopolíticos afines al propio Gobierno.

La legisladora del Frente de Izquierda ironizó en relación al escrito publicado por Cristina Fernández de Kirchner días atrás.

Ofelia Fernández fue la primera funcionaria oficialista que condenó el accionar, a través de Twitter. “Desalojo y represión en Guernica, aparentemente ninguna otra respuesta del estado para las 1500 familias. La decepción y el repudio es total. Sacaron los palos con niños ahí, detuvieron a militantes secundarias, quemaron casitas de palos y nylon... ¿Me explico?”, escribió la joven legisladora.

Algunas de las familias desalojadas denunciaron que la prepotencia de los efectivos no cesó ni siquiera ante la presencia de niños, y que, en realidad, fueron sorprendidos en las casillas a mitad de la madrugada por los agentes.

También se observaron focos de incendio con maderas de las casillas, aunque en diálogo con FutuRock, el fiscal Juan Condomí Alcorta, uno de los que entiende en la causa, negó que el fuego hubiera sido iniciado por la policía.

Luego del procedimiento, las escenas de violencia se extendieron a cientos de metros del predio. Allí, un grupo que buscaba resistir el desalojo enfrentó a las autoridades policiales, situación que derivó en cerca de 35 detenciones, y varios policías heridos.

El testimonio de una mujer desalojada.

[El plan de contingencia, la otra intervención de la provincia]

Cabe recordar que el desalojo de la toma de Guernica había sido postergado ya en dos ocasiones. La última prórroga, concedida el pasado miércoles 30 de septiembre por Rizzo, tuvo lugar gracias a una solicitud del ministro de Desarrollo de la Comunidad, Andrés Larroque.

El magistrado otorgó la postergación luego de que le fuera presentado el progreso del plan de contingencia que llevaba adelante la provincia en el lugar. Tal como informó PolíticaYMedios, a instancias de fuentes del Ministerio, entre el 28 de septiembre y el 1 de octubre, 343 familias habían acordado desocupar el predio voluntariamente.

A mediados de octubre, el funcionario de la cartera de Desarrollo, Juan Marino, le confió a este medio que ya eran 647 las familias que habían suscrito el acta acuerdo.

En cuanto a la asistencia brindada, detalló: “La mayoría de las familias recibieron una primera visita de asistencia inmediata: de alimentos, medicamentos, pañales, ropa, kits de higiene y limpieza”. Ayuda que, lógicamente, iba llegando a medida que se sumaban al acuerdo.

El dispositivo interministerial, que integró a funcionarios y trabajadores de diferentes carteras de la provincia.

Además de esto, tras verificar que la necesidad era efectiva, las familias comenzaron a cobrar desde mediados del mes corriente “el subsidio habitacional de emergencia, en algunos casos para pagar el alquiler, en otros para hacer mejoramientos o ampliaciones habitacionales”.

Respecto a las familias cuya situación era más comprometida, el funcionario indicó que, en esos casos, se llevan adelante “obras de mejoramiento o ampliación, donde directamente suministramos los materiales de construcción”.

Según explicó, estas labores se realizan “en colaboración con cooperativas de trabajo de construcción” y se enmarcan “en un plan que va a abarcar a las 50 familias que están en una situación más crítica, pero que tienen alguna casa o terreno de algún familiar donde pueden hacer una construcción, ampliación o mejoramiento”.

Además de estas soluciones temporales, la estrategia integral de la provincia incluía beneficiar a quienes desocupaban el predio voluntariamente con el acceso a viviendas a construirse en el marco del Plan de Suelo, Vivienda y Hábitat, anunciado por Axel Kicillof a fines de septiembre.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias