Científicos argentinos llamaron a frenar “el proyecto neocolonial” de Milei - Política y Medios
19-04-2024 - Edición Nº5922

SOBERANÍA

Científicos argentinos llamaron a frenar “el proyecto neocolonial” de Milei

Lo hicieron a través de un comunicado lapidario donde acusan una “desnacionalización estratégica”, luego de que CONICET postergara las decisiones sobre convocatorias a Becas y Promociones.

El grupo Ciencia y Técnica Argentina (CyTA) manifestó en las últimas horas su “rechazo a las medidas llevadas adelante por el presidente Milei”, las cuales consideraron “una estafa a la voluntad popular que lo consagró en el Gobierno”, y llamó al amplio espectro democrático a “frenar el desguace del Estado y el proyecto neocolonial de desnacionalización estratégica en marcha”.

Lo hizo a través de un comunicado demoledor tras el anuncio del Directorio de CONICET, donde se decidió “postergar las decisiones sobre las convocatorias a Becas y Promociones considerando el contexto de cambio de Gobierno”. El comunicado del organismo comienza a desnudar la desfinanciación de la ciencia, y la respuesta no tardó en llegar.

En particular, en lo referido al sistema científico y tecnológico nacional, el grupo describió como “una verdadera medida de degradación” la conversión del Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación productiva en una subsecretaría a cargo de la Jefatura de Gabinete, que a su vez pasaría a tener control del CONICET.

Sobre lo informado en las últimas horas, expusieron: “La falta de anuncios claros sobre la situación de becas, ingresos, promociones y subsidios de investigación evidencia que el desarrollo de la ciencia y la tecnología no es prioridad de este Gobierno”, denunciando: “Peor aún, el plan es su reducción y desfinanciamiento, a contrapelo de las tendencias internacionales”.

Tras mencionar como una “estrategia autoritaria” la previsión de la Ley Ómnibus de que el Ejecutivo intervenga en organismos descentralizados del sector, como CNEA, INTA, INTI, Instituto Nacional del Agua y Banco Nacional de Datos Genéticos, entre otros; advirtieron los peligros de destrucción de “regulaciones, proyectos estratégicos, resguardo y transferencia del conocimiento”.

Por esto, sentenciaron: “No sólo está en juego el futuro de jóvenes científicos y científicas y el reinicio de nuevos éxodos, sino la producción de conocimiento y las capacidades científicas como capacidades estatales que colaboran con los proyectos estratégicos de un país”.

El ex ministro de Ciencia, Tecnología e Innovación lo publicó en sus redes sociales.

[El repudio al plan de Gobierno en general]

En un sentido amplio, repudiaron tanto al ‘mega DNU’ como a la denominada ‘Ley Omnibus’ impulsados por Milei, alegando “su carácter anticonstitucional” y las ambiciones de “imponer una reforma del Estado sin precedentes”.

Según apuntaron en el documento, “bajo el argumento de la restauración de la democracia liberal, la imposición de la economía de mercado y la defensa de la libertad del individuo, afectaría la soberanía nacional a través de la entrega de los recursos naturales y el conocimiento científico tecnológico”.

Además, cuestionaron la intervención en clave “regresiva” de las “áreas de la vida económica, laboral y social” a través de la eliminación de regulaciones estatales “que favorecen equilibrios y equidades sociales”.

En este mismo sentido, pusieron de relieve el plan general de la administración de Javier Milei, enumerando “la pérdida del poder adquisitivo del salario de la mano de una inflación desbordada por la plena liberación de precios”; “la devaluación de la cotización del dólar oficial superior al 100%”, “la recesión planificada como decisión política”; “el achicamiento salvaje del Estado a través de despidos y cierre de organismos, programas y áreas”; “el apagón cultural deliberado”.

Según evaluaron, se trata de un diseño orientado a “impedir todo desarrollo nacional soberano en sus diversas áreas”, que se viene a combinar con “nuevos protocolos de seguridad que buscan disciplinar a la sociedad y criminalizar la protesta social”, buscando “retrotraernos a etapas dictatoriales”.

Tras exponer estos elementos, señalaron el “franco contraste con las promesas preelectorales” que indicaban que el ajuste prometido en campaña sería pagado por la política. “De por sí un argumento falaz”, añadieron sobre esto.

En esa línea, sentenciaron que “hoy resulta claro que (el ajuste) lo pagarán trabajadores y trabajadoras, jubilados y jubiladas, estudiantes”, reconociendo una “licuación de salarios acompañada por el crecimiento del trabajo informal y el desempleo”.

En este mismo esquema ubicaron el aumento de tarifas, la modificación de la Ley de movilidad jubilatoria, el retiro de subsidios al transporte y la marcha atrás con medidas del Gobierno anterior como la suspensión del Impuesto a las Ganancias para las grandes mayorías y al IVA en alimentos.

Sobre el final, en rigor del amplio prontuario de medidas y consecuencias relatadas, el grupo CyTA llamó “a todas las fuerzas democráticas a unirnos para frenar las medidas anticonstitucionales contra el desguace del Estado y el proyecto neocolonial de desnacionalización estratégica en marcha”.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscribite a nuestro boletín de noticias