Se reintegrará el 21% del precio de los productos de la canasta básica al pagar con tarjeta de débito - Política y Medios
25/09/2023 - Edición Nº5715

COMPRE SIN IVA

Se reintegrará el 21% del precio de los productos de la canasta básica al pagar con tarjeta de débito

Será para personas con ingresos menores a $708.000 al mes y se hará efectivo en forma automática a las 48 horas de la compra. A los actuales beneficiarios, desde el lunes se suman los 2,7 millones de monotributistas sin otra fuente laboral y las empleadas domésticas.

El ministro de Economía, Sergio Massa, había adelantado el lunes en un programa de TV que estaba en estudio modificar el IVA de la canasta básica y ayer pasadas las 19 horas lo anunció en forma efectiva y detallada en un mensaje televisado. La idea no era quitar el impuesto del precio de los productos sino devolver el importe del tributo a los consumidores de menores ingresos.

Tras conocerse por la tarde el dato de la inflación nacional de agosto que llegó al 12,4% a nivel general y 15,6% en alimentos y bebidas, y tras enumerar las medidas paliativas implementadas en los últimos días, Massa comentó que ahora le llegaba el turno a aquellos que no fueron alcanzados por las paritarias abiertas, el bono de $30.000, la eliminación de Ganancias para la cuarta categoría y los ajustes en asignaciones y jubilaciones.

Desde el lunes rige Compre Sin IVA, el programa que devuelve el 21% del IVA de los productos de la canasta básica a millones de argentinos y argentinas. A los jubilados y beneficiarios de AUH que hoy reciben la devolución de hasta $18.800 por mes, se suman también todos los monotributistas, empleados en relación de dependencia con ingresos de hasta seis salarios mínimos y trabajadores del régimen del personal de casas particulares”, explicó el ministro.

Aunque dijo que instruyó al titular de la AFIP para que lo implemente por una Resolución en forma inmediata, algo que puede hacer aunque se trata de un tema impositivo por las facultades delegadas por el Parlamento, se mandará al Congreso un proyecto de ley en los próximos días para que se transforme en una política pública y un derecho adquirido de cara al futuro.

La idea es generar una compensación a la demanda en lugar de a la oferta, como ocurrió en otras oportunidades en el pasado. Por ejemplo, el ministro Roberto Lavagna había bajado el IVA del 21 al 19% en 2002, pero esos dos puntos no fueron aprovechados por los consumidores sino por los comerciantes. Luego, implementó la devolución del 5% del tributo a las compras con tarjeta de débito, pero luego en la gestión de Mauricio Macri el ministro Nicolás Dujovne eliminó ese alivio al consumidor en el 2018 a pedido del FMI.

Más tarde al anuncio el titular de la Aduana Guillermo Michel aclaró que esta medida, que entrará en vigencia desde el lunes 18, ya venía funcionando para los beneficiarios de la AUH, jubilados y pensionados con un tope mensual de $4.056, pero ahora se ampliará a $18.800 por persona y por mes, un monto que equivale a cerca del 21% de la canasta básica actual, según el funcionario.

De tal modo, se aumenta el monto devuelto y se amplía el universo de beneficiarios, ya que alcanzará a “9 millones de trabajadores que ganen menos de 6 SMVM, 7 millones de jubilados de hasta 3 jubilaciones mínimas, 2,7 millones de monotributistas, 2,5 millones de beneficiarias de AUH y 440.000 empleadas y empleados de casas particulares”, detalló Michel.

También se aclaró que aunque la leche no paga IVA y otros productos están gravados con el 11%, el reintegro será por el total del ticket de la compra y no por cada artículo en forma individual, para no complicar el beneficio con tecnicismos y que su implementación sea inmediata y aprovechable por todos los consumidores.

El beneficio fiscal no demanda ningún trámite para las personas, se realizará de forma automática por parte de la AFIP a través de la cuenta bancaria del titular de la tarjeta de débito. Las billeteras virtuales atadas a una tarjeta de débito también sirven, para las demás formas de pago electrónico y las tarjetas de crédito todavía no se hicieron las tramitaciones oficiales, pero habrá novedades en los próximos días en el proyecto de ley que se girará al Congreso.

Esta medida no es excluyente a otros beneficios sino que se suma a ellos. Por ejemplo, el reintegro de hasta el 7% en el ticket de compra en carnicerías inscriptas en la AFIP, promociones bancarias, o los descuentos de la cuenta DNI del Banco Provincia en el ámbito bonaerense. Además, no invalida otras políticas de la ANSES y el refuerzo alimentario del PAMI para sus afiliados.

Algunas medidas complementarias anunciadas por el ministro de Economía.

Indirectamente, esta medida refuerza el objetivo de ampliar la base tributaria y bancarizar en forma más difundida el comercio cotidiano de artículos de primera necesidad, sobre todo en los comercios de cercanía, almacenes, carnicerías, verdulerías, casas de artículos de limpieza, kioscos y super chinos. 

Aquellos que no disponen del posnet para pasar las tarjetas y cobrar las compras, dispondrán en los próximos días de una línea de crédito del BNA para adquirir el dispositivo electrónico de cobro. Por supuesto, aclaran, no se puede cobrar ningún recargo al pagar con débito y si lo hacen corresponde denunciar ante Defensa del Consumidor o incluso ante la AFIP.

El esfuerzo fiscal de esta medida es relativo (alrededor de $50.000 millones por mes), ya que la devolución incrementa el poder adquisitivo del beneficiario y será volcada en compras de productos de la misma canasta básica

El objetivo es no dejar que caiga el consumo de los que menos ganan, como viene ocurriendo al ritmo de una inflación descontrolada, sino ampliarlo lo más posible y encarar la puja distributiva y la pérdida de poder adquisitivo de los trabajadores desde hace años con un poco de justicia y equidad.

Por otro lado, desde una visión fáctica, no es dinero del Estado que se reparte sin control ni destino, sino gastos del consumidor de menores ingresos que se devuelven por la exención de un impuesto generalizado y que encarece sus compras de artículos de primera necesidad, más aún luego de una devaluación fuerte de la moneda y la tasa de inflación mensual más alta en tres décadas.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscribite a nuestro boletín de noticias