Repudio unánime del arco político al ataque mafioso al Grupo Clarín - Política y Medios
03/12/2021 - Edición Nº5054

CON BOMBAS MOLOTOV

Repudio unánime del arco político al ataque mafioso al Grupo Clarín

Tras la agresión de encapuchados con bombas molotov a una sede del multimedios, la dirigencia repudió el hecho en bloque, y hubo quien intentó capitalizarlo responsabilizando al gobierno.

Este lunes por la noche, el edificio del Grupo Clarín ubicado en la calle Piedras al 1743 del barrio porteño de Barracas, sufrió un grave ataque por parte de un grupo de personas encapuchadas, que lanzó entre 7 y 8 bombas molotov caseras contra el frente del establecimiento.

La violenta escena fue repudiada ampliamente en el transcurso de este martes, luego de que la propia compañía, a través de sus diferentes medios, diera a conocer el hecho y lo denunciara ante la Justicia.

Además de organizaciones de la sociedad civil y de otros medios, la reprobación hacia este accionar fue unánime en todo el espectro de la dirigencia política.

“Quiero expresar nuestro repudio al episodio ocurrido frente a la sede del diario Clarín. La violencia siempre altera la convivencia democrática. Esperamos que los hechos se esclarezcan y los autores sean identificados a partir de la investigación que está en curso”, publicó minutos después de las 13 horas el presidente de la Nación, Alberto Fernández.

En esa misma línea se había manifestado anteriormente el ministro de Seguridad nacional, Aníbal Fernández, quien precisó que “al menos nueve personas encapuchadas arrojaron explosivos a las oficinas” y sostuvo: “Confío en que se identifiquen los autores y se los sancione”.

También se sumó al rechazo el jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta, quien se solidarizó “con todos sus trabajadores” y describió la agresión como “una muestra de intolerancia y de violencia”.

En este sentido, pidió a la Justicia “que investigue para identificar a los responsables” y reafirmó su “convicción de defensa a la libertad de prensa”.

En tanto, referentes de la Unión Cívica Radical (UCR) como el presidente a nivel nacional, Alfredo Cornejo, el gobernador de Mendoza, Rodolfo Suárez, o el senador nacional y ex vicepresidente, Julio Cobos, también enviaron mensajes de repudio a los hechos, solidaridad a los trabajadores y pedidos de esclarecimiento.

[Oportunismo político solapado en los mensajes tras el ataque]

En medio de las repercusiones al siniestro atentado contra el multimedios informativo más fácilmente asociable a la vida política nacional, no faltaron quienes intentaron ‘llevar agua para su molino’ y cuestionar, a la pasada, al gobierno nacional.

Algunos de los ‘halcones’ de la oposición aprovecharon la ocasión para apuntar contra la Casa Rosada sin responsabilizar directamente al oficialismo, pero dejando un mensaje subyacente en esa dirección.

La presidenta del PRO, Patricia Bullrich, fue una de las que lo hizo, tras repudiar “enérgicamente” las agresiones, considerando que “pretenden callar a un medio de comunicación e imponer miedo en la sociedad”.

A continuación, sostuvo que “el Gobierno Nacional no puede seguir de brazos cruzados ante la violencia constante” e interpeló al presidente, exigiendo: “¡Hágase cargo de la situación que estamos viviendo!”.

El momento del ataque.

En tanto, para el ex presidente de la Nación, Mauricio Macri, “el ataque a Clarín es un gravísimo intento de amedrentar al medio y a toda la prensa” y “un hecho inaceptable que recuerda las prácticas violentas del pasado”.

Tras expresar el protocolar repudio y enviar su “solidaridad”, pidió “que el gobierno y la Justicia aclaren lo sucedido y detengan a los responsables”.

Otro de los referentes opositores más intransigentes, el titular del bloque de diputados de Juntos por el Cambio y senador electo por la coalición Juntos, Mario Raúl Negri, fue mucho más directo.

“Repudio el ataque de encapuchados a la sede de Clarín. El Gobierno debe pacificar a la sociedad y brindar seguridad a los ciudadanos y empresas. Es imposible olvidarse que integrantes del oficialismo vienen azuzando esta cruzada anti-medios”, manifestó el dirigente radical cordobés, tras lo cual expresó su “solidaridad”.

[Comunicados]

En este contexto, el propio Grupo Clarín publicó un comunicado haciendo pública la situación y precisando cómo ocurrieron los hechos.

“Lamentamos y condenamos este grave hecho, que a primera vista aparece como una expresión violenta de intolerancia contra un medio de comunicación. Y esperamos su urgente esclarecimiento y sanción”, reza el documento.

Al respecto, detallaron: “En la noche de ayer, un grupo de personas atacó la sede del diario y del Grupo Clarín en la calle Piedras 1743 de la ciudad de Buenos Aires”, precisando: “Los agresores arrojaron bombas incendiarias del tipo molotov sobre uno de los ingresos del edificio, entonces cerrado. No se registraron víctimas ni lesiones personales”.

Además, remarcaron que ya existe una investigación judicial en curso, en cuyo marco “el juzgado interviniente está analizando videos y realizando demás tareas investigativas”.

Por otro lado, la Asociación de Entidades Periodísticas Argentinas (ADEPA) también se hizo eco del suceso y emitió su habitual comunicado de repudio ante hechos que lesionan la libertad de prensa y la actividad periodística en general.

“Adepa condena enérgicamente el ataque incendiario contra la sede del Grupo Clarín, ubicada en el barrio de Barracas, en la Ciudad de Buenos Aires”, inicia el texto, que también precisa que “la empresa hizo la denuncia correspondiente y el Juzgado Federal N° 9, a cargo del juez Luis Rodríguez, quien caratuló la causa como «intimidación pública»”.

Hacia el final, desde la asociación consideraron que dicha agresión “configura un grave ataque a la libertad de expresión”, y exigieron “el rápido esclarecimiento y la sanción a sus responsables”.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscribite a nuestro boletín de noticias