La ola expansiva del revés de la Corte Suprema podría pegarle de lleno a Kicillof - Política y Medios
17/09/2021 - Edición Nº4977

ACTUALIDAD

La ola expansiva del revés de la Corte Suprema podría pegarle de lleno a Kicillof

Con el respaldo legislativo al Gobierno Nacional, la Provincia ya adoptó las restricciones de aquel DNU. Pero la Suprema Corte se expedirá inminentemente respecto a la cautelar que presentó Jorge Macri apelando la suspensión de las clases presenciales.

Aunque hoy el Congreso Nacional rubricó el Decreto de Necesidad y Urgencia del Gobierno y a pesar de que ya la Provincia se acopló al mismo, la contienda librada entre el Ejecutivo Nacional y la Ciudad de Buenos Aires puede traer reminiscencias en el plano provincial. 

Esto se debe a que, luego de que la Corte de Suprema Justicia de la Nación (CSJN) declarase “inconstitucional” el DNU gestado en Casa Rosada sobre suspensión de la presencialidad escolar, sentó jurisprudencia y aún resta que la Suprema Corte de Justicia del espectro bonaerense, se expida acerca de la cautelar presentada por el intendente de Vicente López, Jorge Macri, quien busca impugnar la adhesión de Casa de Gobierno a la medida federal. 

Más allá de que las Cámaras locales hayan fallado con anterioridad a favor de las medidas gubernamentales de suspensión de las clases presenciales, luego de la sentencia de la Justicia Federal podría llegar el efecto dominó fundado en que la jueza en lo Civil y Comercial 12 de San Isidro, Estela Robles, solicitó al Municipio -que conduce el primo del expresidente- que brinde precisiones sobre la capacidad hospitalaria, de testeo y de transporte para los docentes con las que cuenta.

¿Por qué esto significaría un revés para el gobierno de Axel Kicillof? Porque la magistrada, antes de resolver si hacer lugar o no a la medida cautelar y en vez de rechazar de plano el recurso en medio de una emergencia sanitaria, le solicitó ampliar el cuerpo de elementos que basamentan la presentación. 

En ese plano, la acción del jefe comunal Macri fue en contra del decreto provincial 181/2021 que firmó Kicillof para ratificar las restricciones impuestas semanas atrás por Alberto Fernández, entre ellas la suspensión de clases presenciales en el Área Metropolitana de Buenos Aires.

De hecho, un insumo jurídico que podría inclinar la balanza para el mandatario municipal, que es parte del Grupo Dorrego, sería que en esta nueva presentación peticionada por la jueza Robles se aludió, como jurisprudencia, al fallo de de la CSJN que benefició a CABA en su amparo para continuar con la presencialidad en las escuelas. 

Este golpe judicial podría ser tremendo, ya que conforme citó el cuerpo letrado de Vicente López, la Comuna demostró estructurar todo el procedimiento en casos de contagios, cómo se realizan los test y que el personal docente como el alumnado que asiste a las escuelas locales residen en zonas donde la educación fue declarada como “esencial”, alegando a CABA y San Isidro, además del propio Municipio.

Ante este efecto y considerando que los tribunales de San Isidro restan expedirse sobre las presentaciones del intendente local, Gustavo Posse, y de los padres de alumnos de Tigre, el gobernador bonaerense ya dio instrucciones concretas al ministro de Justicia y Derechos Humanos provincial, Julio Alak, para armar una estrategia en respuesta al golpe judicial.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO: