Lunes 17 de diciembre de 2018
Facebook Twitter Instagram RSS
SINDICALES | 26.17.2017

SPB: “Queremos que María Eugenia Vidal de la lista de los despedidos”

Trabajadores despedidos del Servicio Penitenciario Bonaerense se manifestaron esta mañana al frente de la gobernación reclamandole al estado provincial que frene el ajuste en el sector. Según ellos, desde que asumió la nueva administración, van cerca de 1200 despidos.

Matías Molina es uno de los más de 1000 empleados del Servicio Penitenciario provincial que han sido desafectados desde que asumió la gobernadora Vidal. Él estuvo junto a decenas de compañeros y compañeras que están pasando su misma situación. Es que la sanción de la emergencia penitenciaria sólo parece traducirse en recorte de personal.

En diálogo con P&M, Matías contó que prestaba servicios en la Unidad Nº10 de Melchor Romero, partido de La Plata. Que en el año 2008 presentó un certificado a destiempo, y que le iniciaron un sumario que él desconocía. Sin embargo, no fue sino hasta el 2016, 8 años después, que nadie le notificó: por esa falta administrativa le pidieron el retiro, y durante el año pasado no cobró un peso mientras se decidía su futuro laboral. Este año le llegó la sentencia definitiva, y quedó desafectado del servicio sin cobrar ningún tipo de indemnización.

“A mi me pide la baja el ex jefe del servicio penitenciario, el doctor Fernando Díaz” explica Molina, quien agrega que “desde el 20 de marzo del corriente año soy ex trabajador del Servicio Penitenciario Bonaerense”. Remarca que no es el único: “Apenas asumió María Eugenia Vidal,empezaron a hacer el recorte: aproximadamente un agente por día. Hoy en dìa llegamos entre 1100 y 1200 agentes despedidos”.

Molina denunció que los recortes no se dan sólo en el Servicio Penitenciario, sino en todo el Ministerio de Seguridad de la provincia, y reclaman que la lista de despidos integre a todas las fuerzas, ya que “el año pasado echaron a 4mil policías”.

En su caso, no recibió indeminización ni cuenta con obra social para él ni su familia. También esa situación irregular, durante el proceso de baja, les dificulta el acceso a programas sociales que brinden un ingreso mínimo hasta que consigan otra fuente laboral: “Yo estuve todo el año pasado enchufado al sistema, y mi hija ni siquiera pudo ingresar en la AUH. Yo pasé de pobre laburante a indigente de la noche a la mañana, y encima estoy practicamente en situación de calle” manifestó Molina.

Otro de los reclamos de los penitenciarios son los traslados compulsivos, al que se suman los trabajadores de salud del servicio. “De la noche a la mañana los están queriendo trasladar, por ejemplo, una persona que tiene domicilio en La Plata, que en menos de 24 horas tenga que irse a trabajar a Sierra Chica” explicó Matias Molina, uno de los despedidos del SPB. “Por ejemplo, trasladaron 4 chicas que son obstetras a una cárcel masculina de Sierra Chica donde no hay femeninos” amplió Molina.

La situación de los profesionales es particular: Si bien pueden prestar servicios en base a su formación, la mayoría ingresan en el escalafón general (EG). Molina explicó a P&M que quienes están en esta situación “puede ejercer tranquilamente como profesional pero a la vez nunca deja de ser EG, asi que de la noche a la mañana ellos pueden hacer tareas habituales: estás para todo”.

La situación de quienes siguen prestando servicios en la penitenciaría provincial tampoco es la mejor. Molina explicó que hay una constante persecusión para sancionar cualquier tipo de disconformidad o denuncia ante las irregularidades que viven cotidianamente.

“El resto de los compañeros, nadie quiere manifestarse”, dice, y agrega que “Una chica se manifestó ya hace unos meses atrás y le hicieron un sumario porque en su propio Facebook manifestó el descontento de lo que estaban haciendo con los demás compañeros y le iniciaron un sumario, aludiendo que estaba sacando a la luz cosas del Servicio Penitenciario, que la ley no te lo permite. Cuando simplemente hizo un comentario en democracia” explicó.

Con una gran indignación, Molina agregó: “Queremos que María Eugenia Vidal de la lista de todos los despedidos, y que enmarque, que haga transparencia y que diga cuàles son los corruptos”. Además, le pidió a la gobernadora que cumpla con las promesas de campaña: “no activaron la industria, no hicieron fàbricas, hasta ahora la única fábrica que yo percibo, porque la estoy percibiendo, es esta, la fábrica de pobres. A mi me fabricó este gobierno. Yo tenía laburo, y ahora pasé a ser una persona sin laburo, o sea, un pobre, sin laburo, fabricado por este gobierno”.