Jueves 15 de noviembre de 2018
Facebook Twitter Instagram RSS
PROVINCIALES | 20.18.2018

Desde el SIPOBA consideraron discriminatoria la medida de incluir a jerarquías de bajo rango para que presenten sus declaraciones juradas

En los últimos días el gobierno provincial dejó trascender un informe que revelaba que cerca de tres mil policías de la bonaerense no habían presentado sus declaraciones patrimoniales. "Esto lo utilizan como método de adoctrinamiento" manifestaron desde el Sindicatos de Policías.

El Sindicato de Policías de la provincia de Buenos Aires (SIPOBA) apuntó al Ministerio de Seguridad bonaerense por la decisión de obligar a "jerarquías menores" a presentar sus declaraciones juradas (DDJJ). "Es una medida discriminatoria" contó a Política & Medios el titular del gremio, Nicolás Masi.

Según informaron a este medio fuentes de la cartera conducida por Cristian Ritondo, en el año 2016 los jefes policiales que debían presentar sus DDJJ eran 6.341, ya que incluía a los efectivos a partir del rango de subcomisario. En 2017, ese número aumentó a 15 mil debido a que incluyeron a los oficiales inspectores.

En esta sintonía, el gobierno determinó que este año también deberán presentar, hasta el 30 de junio, dos jerarquías más: subinspector y oficiales ayudantes. Con esta decisión, la suma de efectivos bonaerenses obligados a realizar el trámite ascenderá a los 40 mil.

"Esto sirve para adoctrinar a las personas y que no se rebelen frente a determinadas situaciones" aseveró Masi. Con respecto a las sanciones (procesos sumariales) que inició el gobierno contra quienes no presentaron en tiempo y forma su declaración, Masi concluyó que "son discrecionales y discriminatorias porque a los rangos menores los sancionan enseguida y a los mayores nunca".