Jueves 15 de noviembre de 2018
Facebook Twitter Instagram RSS
PROVINCIALES | 20.18.2018

Grupo de intendentes peronistas del interior plantearon a Vidal su rechazo al pacto fiscal y propusieron su propia agenda

Exigieron que se cumpla el principio de autonomía municipal y plantearon una agenda con puntos a debatir. Además, reclamaron ser parte de las discusiones sobre coparticipación.

El grupo de intendentes peronistas del interior de la provincia de Buenos Aires, tras una serie de reuniones que mantuvieron en diferentes ciudades bonaerenses, le llevaron ayer un escrito a María Eugenia Vidal, para comunicarle su rechazo al denominado pacto fiscal y le plantearon una alternativa con una serie de temas a discutir.

El comunicado está firmado por Francisco Durañona (San Antonio de Areco), Marcelo Santillán (Leandro N. Alem), Julio Marini (Benito Juárez), Oscar Ostoich (Caótán Sarmiento), Walter Torchio (Carlos Casares), Ricardo Casi (Colón), Alfredo Fisher (Laprida), Germán Lago (Alberti), Mauro Poletti (Ramallo), Juan Carlos Gasparini (Roque Pérez), Gustavo Cocconi (Tapalqué), Hernán Ralinqueo (25 de Mayo) y Juan Ignacio Ustarroz (Mercedes).

En esa propuesta alternativa, los jefes comunales exigieron la "restitución del Fondo de Infraestructura Municipal (FIM)" y la "recuperación del Fondo de Seguridad" ya que la "supresión de ambos produjo una merma importante en los recursos municipales".

También propusieron tener "participación directa en la discusión de los parámetros a ser utilizados para la modificación del Coeficiente Único de Distribución (CUD)", que es el que establece qué porcentaje de coparticipación recibirá cada municipio. En esta serie de exigencias hicieron hincapié en el "principio de autonomía municipal".

En materia de seguridad, solicitaron la "ampliación de los desembolsos inherentes al sostenimiento de las Policías comunales" ya que denuncian que están congelados desde hace dos años y "obliga a los municipios a detraer de sus propios recursos".

Por otra parte, siempre según el comunicado, propusieron la "creación de un Fondo Municipal para la construcción de 10 mil viviendas". Además, hicieron una serie de requerimientos en materia de salud, medio ambiente, administración municipal, servicios públicos, producción y educación.

Por último, con respecto a debates parlamentarios, exigieron "la necesidad de discutir una nueva ley de responsabilidad fiscal o modificación de la existente, que contemple los puntos mencionados". Es que el grupo de intendentes considera que no fueron parte de la discusión y que, como sostuvieron, el pacto fue aprobado y tuvo adhesión por su carácter extorsivo.

Así, este conjunto de jefes comunales del interior de la Provincia continúa en el trabajo de su consolidación como una facción que, por fuera de la estructura de los grandes municipios bonaerenses, le hace frente a las políticas de María Eugenia Vidal y le plantea alternativas.