Martes 28 de enero de 2020
Facebook Twitter Instagram RSS
POLITICA | 28.15.2015

Cristina ante la ONU: "Las deudas deben honrarse no a costa del hambre del pueblo"

La presidenta Cristina Fernández de Kirchner aseguró hoy que "Argentina pudo reconstruir su economía y su sociedad cuando la política volvió a tomar el comando de la economía", el 25 de mayo de 2003, tras la profunda crisis de 2001 y el posterior default, en referencia a la fecha de asunción del ex presidente Néstor Kirchner.

En su discurso ante la 70° Asamblea General de Naciones Unidas, en Nueva York, la Presidenta hizo un repaso de las reestructuraciones de deuda de 2005 y 2010 y destacó la decisión política del entonces presidente Kirchner de reclamar a los acreedores que permitieran que "Argentina creciera para poder pagar" la deuda soberana del país.

"Los muertos no pagan", recordó la mandataria las palabras de su predecesor en la primera magistratura, y enseguirda agregó:"Las deudas deben honrarse no a costa del hambre del pueblo"

Además, afirmó que desde los mercados financieros "se deben inyectar recursos a la economía real del mundo para generar producción y empleo”. “Los mercados financieros deben inyectar recursos en la economía real del mundo para generar producción, trabajo y desarrollo. De esta forma se compensarán las desigualdades que existen entre los países”, señaló la jefa de Estado.

Y en ese sentido, aportó: “El 1 por ciento de la población concentra el 50 por ciento de la riqueza a nivel global. ¿Cuánto tiempo puede sostenerse un mundo con tanta inequidad?”.

La primera mandataria Argentina también consideró como el "primer intento serio de razonabilidad y regulación al sector financiero" a los nueve principios aprobados por la ONU que dan marco a un sistema legal global para los procesos de reestructuraciones de deuda soberanas. "Es un avance importantísimo que debe ser consecuente", resaltó Cristina al, y volvió a apuntar contra el "hostigamiento" que sufrió la Argentina por parte de los fondos buitre y alertó sobre la "complicidad de cierto sector judicial" estadounidense.

A la vez, dejó en claro que "esta aprobación, que ya tiene antecedentes en el mundo, significa no una ayuda a la argentina, sino al resto del mundo".

Fuente: Télam