Domingo 08 de diciembre de 2019
Facebook Twitter Instagram RSS
PROVINCIALES | 28.19.2019

El peronismo recuperó Quilmes, Pilar y Morón, pero no le alcanzó en Lanús y Tres de Febrero

La pelea en los cinco distritos del conurbano bonaerense que gobernaba Cambiemos terminó a favor del Frente De Todos, aunque hubo elecciones más parejas de las que se preveía.

El peronismo le quitó a Cambiemos el gobierno de tres distritos del conurbano, mientras que el macrismo retuvo dos municipios tras remontar la derrota de las PASO. Quilmes, Pilar y Morón volvieron a manos del peronismo y Lanús y Tres de Febrero seguirán bajo gestión de Cambiemos.

En Quilmes, la diputada nacional Mayra Mendoza obtuvo el 49,5% de los votos y destronó al intendente Martiniano Molina, que alcanzó el 43,1% de los sufragios.

En Morón, el ex intendente Lucas Ghi se impuso sobre el actual jefe comunal, Ramiro Tagliaferro, por 46,5% contra el 43,3%. De esta forma, recuperó un distrito que había sido gobernado por el Frente Para la Victoria hasta 2015.

En Pilar hubo una disputa voto a voto entre el intendente Nicolás Ducoté y el candidato del Frente De Todos, Federico Achával, quien se terminó imponiendo con el 46,5% contra el 45,1% del jefe comuncal macrista.

En Tres de Febrero y en Lanús, los candidatos del FDT, Juan Debandi y Edgardo Depetri, no pudieron retener la totalidad de los votos de su ex adversarios internos y los intendentes de Juntos por el Cambio mejoraron sus rendimientos con respecto a las PASO y obtuvieron la reelección.

Néstor Grindeti se impuso con el 49,8% contra el 43,9% de Depetri en Lanús, mientras que Diego Valenzuela venció a Debandi por 46,89% contra 44%.

Los otros dos distritos del conurbano gobernados por Cambiemos son Vicente López y San Isidro, donde Jorge Macri y Gustavo Posse se impusieron con comodidad y no hubo sorpresas con respecto a las PASO.