Miércoles 12 de diciembre de 2018
Facebook Twitter Instagram RSS
PROVINCIALES | 28.18.2018

Provincia ofertó un 2% a gremios docentes y estos rechazaron

Según los sindicatos, la propuesta salarial de Vidal es de apenas una mejora de $108. La inflación acumulada en el año, cuando restan los datos de noviembre y diciembre, ya es de 40%. Al igual que a los estatales, Provincia ofreció un bono de fin de año de 7 mil pesos.

Como era de suponer, la paritaria docente en la provincia de Buenos Aires sigue sin resolverse. Los funcionarios de María Eugenia Vidal se reunieron pasadas las 14 en la sede del Ministerio de Economía con los gremios nucleados en el Frente de Unidad Docente Bonaerense (FUDB) y ofrecieron un aumento del 2%, a cobrar en diciembre, sobre el 30% otorgado hasta el momento unilateralmente por el gobierno.
La oferta fue rechazada por los sindicatos. Es que con los datos inflacionarios del INDEC, hasta octubre el incremento de precios acumulado en el 2018 es del 39,5% y se espera que cuando pasen noviembre y diciembre la inflación nos sea menor al 45%. En esto se basan los gremios para continuar rechazando las ofertas salariales a la baja que realizó desde comienzos del año el gobierno bonaerense.
Además, la propuesta incluyó, como la de ayer a los gremios estatales, un bono, a cobrar por única vez en diciembre, de $7.000 para docentes activos y de $3.500 para docentes jubilados.
Desde la Federación de Educadores Bonaerenses (FEB), conducida por Mirta Petrocini, la oferta "significa un incremento de $108 para el sueldo básico de un maestro de grado y de $205 sobre el sueldo de bolsillo". En tanto que Roberto Baradel, secretario general de Suteba, expresó que la oferta de Gobernación "es una vergüenza" y que "no respeta a los docentes" ni "a la educación pública".

La reunión se desarrolló mientras, desde la mañana, se realizaron movilizaciones en La Plata en defensa de los Institutos de Formación Docente y contra el recorte en educación superior. Sobre esto, la secretaria general adjunta de Suteba, Silvia Almazan, declaró que "estos recortes se traducen en el intento de cierre de comisiones, cursos, pero fundamentalmente en las restricciones que se intentan poner en la inscripción a los estudiantes terciarios".