Domingo 09 de diciembre de 2018
Facebook Twitter Instagram RSS
POLITICA | 19.18.2018

Juez Carzoglio: "No hay una sola comunicación en la que Pablo Moyano le esté dando instrucciones a la barra brava"

El juez que denunció presiones de la Procuración Bonaerense fue el primero en ordenar la detención de Bebote Álvarez en 2014. Repitió que su "familia la está pasando muy mal" por las amenazas sufridad tras rechazar la detención del dirigente sindical.

El juez de garantías de Avellaneda, Luis Carzoglio, rompió el silencio luego de las denuncias mediáticas que realizó contra el Procurador Bonaerense, Julio Conte Grand, el martes por la noche. En diálogo con Radio 10, el juez defendió la resolución en la que rechazó el pedido de detención de Pablo Moyano, reveló detalles de las amenazas recibidas y cargó contra la Procuración de Vidal.

El fiscal Sebastián Scalera acusó a Moyano hijo de liderar una asociación ilícita en conjunto con la barra brava de Independiente y pidió su detención. Sobre esto, Carzoglio indicó que "no hay una sola comunicación en la que Pablo Moyano le esté dando instrucciones a la barra brava". Ante la acusación contra el juez por ser simpatizante del club que preside la familia Moyano dijo que "yo soy hincha de Independiente pero fui el primero que detuve a ´Bebote´ Álvarez”.

Esto sucedió en mayo de 2014, cuando el ex jefe de la barra brava del club produjo incidentes en los Tribunales de Avellaneda al enterarse sobre una investigación judicial en su contra. En aquel momento quedó demorado en la Comisaría 1° del distrito por orden de Carzoglio.

Sobre las amenazas que sufrió su familia expresó que la "están pasando muy mal" y dio a conocer detalles de la información sobre la intimidad familiar que tienen quienes realizaron las presiones telefónicas. "Mi esposa tiene dos operaciones de columna y me dijeron ´si la empujamos, la matamos´", reveló Carzoglio.

Carzoglio apuntó duro el martes por la noche contra la Procuración Bonaerense que lidera el ex secretario de Legal y Técnica de María Eugenia Vidal, Julio Conte Grand. Sobre él manifestó que "me conoce mucho y me conoce bien. Pedí reuniones con él y le trasmití la preocupación de la gente de Avellaneda respecto de la tarea del Ministerio Público Fiscal”. Aunque también le bajó el tono personal al cruce: "No voy a juzgar al Procurador, yo hablo de la Procuración en general, porque eso es un mundo”.

Por último, Carzoglio, en referencia a su último fallo, concluyó que "resolví lo que resolví porque creo que es así y estoy convencido de haber resuelto correctamente”.