Miércoles 12 de diciembre de 2018
Facebook Twitter Instagram RSS
PROVINCIALES | 1.18.2018

Día del inquilino: las asociaciones recordaron los abusos que sufren de parte de las inmobiliarias

Desde la Asociación Platense de Inquilinos indicaron que no es una fecha para festejar debido a la situación de vulnerabilidad en que se encuentran quienes alquilan. Reclaman mayor regulación del estado en el mercado inmobiliario.

“El 1 de Octubre es el día del inquilino a nivel nacional. No es una fecha de festejo, sino para recordar y hacer visible las penurias y abusos que diariamente millones de inquilinos viven a diario”, manifestaron en un comunicado desde la Asociación Platense de Inquilinos.

Hace 34 años fue aprobada la última ley en materia de legislación de alquileres y hoy asociaciones de inquilinos bonaerenes y nacionales pujan porque se apruebe nueva legislación que contemple los abusos y arbitrariedades que ejercen las inmobiliarias.

Según datos divulgados por la Asociación Platense de Inquilinos en el marco de su día, el 17% de los hogares del país son alquilados, más del 80% de quienes alquilan gastan la mitad de su salario en el alquiler, el 70% de las viviendas son administradas por inmobiliarias y el 80% de los inquilinos no reciben facturas al pagar.

Otros problemas que identificaron son la gran cantidad de viviendas ociosas, en el caso de La Plata, y la imposibilidad de gran parte de la población para acceder a la casa propia. “En abril, antes de la megadevaluación, se necesitaban casi 120 sueldos para comprar un departamento”, detallaron.

Indicaron que “es claro que el problema habitacional requiere medidas integrales que superen la construcción de viviendas y la toma de créditos a 30 años”. En este sentido, avanzan en la Legislatura Bonaerense una serie de proyectos que busca que el inquilino no cargue con el costo de la comisión inmobiliaria y gastos de contrato previo al alquiler de una vivienda.

Además, reclamaron mayor intervención estatal “para frenar la especulación y el proceso continuo de expulsión de amplios sectores a la vivienda propia”.