Lunes 10 de diciembre de 2018
Facebook Twitter Instagram RSS
PROVINCIALES | 4.18.2018

Otra vez los combustibles: Aumentos en la nafta y en el GNC

En menos de una semana la nafta se incrementó un 12% y en algunas petroleras superó la barrera de los $40. En este año solamente, el precio de la nafta súper subió un 46%.

Luego de la estrepitosa corrida cambiaria que dejó al dólar alrededor de los $40, el aumento de la nafta y el GNC no se hizo esperar. Con la llegada de septiembre, ya se había anunciado un nuevo aumento y entre el fin de semana y hoy las petroleras readecuaron el incremento de precios en sus combustibles.

De este modo, en YPF el litro de nafta súper pasó a valer $33,23 y la Infinia llegó a los $39,88 al comienzo del día martes. Además, la suba representa un 9,5% y se suma al retoque pequeño que ya había hecho la petrolera el sábado a comienzo de mes. Mientras que Axion ajustó entre un 10 y 12% sus precios al igual que Shell que ya hizo su incremento el sábado y la nafta premium se vende a $40,58.

Por su parte, el GNC también sufrió un aumento de casi un peso y a partir de hoy, el litro se venderá apróximadamente en 15 pesos.

Por otro lado, existe preocupación porque el aumento del combustible se traslada a los precios de las góndolas. Cabe destacar, que los gastos en logÍstica y distribución para hacer llegar los productos a los mercados, con el aumento de la nafta, tendrá su impacto y recaerá en los precios de supermercados.

En este sentido, por la brusca corrida cambiaria, tampoco se puede garantizar que las naftas no sigan con su incremento. Hace un mes, con el dólar a $28,5 las petroleras habían anunciado un incremento del 10% y hoy con la divisa en $39,5 podría seguir la suba.

Por último, el ministro de Energía, Javier Iguacel, hace un mes atrás había dicho que "la nafta está llegando a su nivel de equilibrio" y que "el mercado de las naftas está liberado". Sin embargo, luego de la disparada de la moneda norteamericana, en la Secretaría de Energía, no descartan trabajar en un esquema para contener los incipientes aumentos de las naftas que comenzaron el sábado. De esta manera, se fijaría un precio de referencia calculado de los precios internacionales y de los locales.