Miércoles 12 de diciembre de 2018
Facebook Twitter Instagram RSS
LOCALES | 27.18.2018

Los trabajadores del Astillero criticaron a Garro por incumplir una promesa

Desde ATE Ensenada señalaron que el intendente de La Plata se había comprometido a gestionar una reunión con Vidal. Sin embargo, tras la represión de la semana pasada, Garro los calificó como "violentos".

Los trabajadores del Astillero Río Santiago (ARS) y la Comisión Administrativa de ATE Ensenada se reunieron en enero con el intendente de La Plata, Julio Garro, y recibieron el compromiso de que se les iba a gestionar una reunión con la gobernadora María Eugenia Vidal, con el fin de intervenir en una posible solución del conflicto.
Esto no sólo no sucedió sino que luego de la represión que la Policía Bonaerense ejerció sobre la manifestación del martes 21 de agosto, Garro repudió "los actos violentos" y se quejó porque "el patrimonio de todos los platenses fue dañado en una manifestación. Les adjudicó a los trabajadores el hecho de atentar "contra privados y contra el patrimonio público".
"Habíamos depositados enormes expectativas ante su promesa pero nunca se concretó. A seis meses de aquel encuentro, no sólo que no intentó buscar una solución viable para la reactivación del mayor astillero del país, sino que además nos comenzó atacar sistemáticamente", señalaron desde ATE Ensenada. Además, le informaron a Garro que de los más de tres mil trabajadores que emplea el Astillero, 600 viven en La Plata.
"Usted repudia los actos violentos y nosotros también", respondieron los trabajadores astilleros y le indicaron a Garro que "lo que usted no dice es que nuestra movilización fue reprimida por orden del Poder Ejecutivo provincial y que irresponsablemente se atacó a trabajadores, familiares, estudiantes y vecinos de nuestra región".
Lo que no logró Garro con sus promesas incumplidas, lo consiguieron los trabajadores del ARS con las movilizaciones. El viernes último se abrió una mesa de negociaciones entre el Estado provincial y el gremio. Según informaron desde ATE Ensenada, el gobierno bonaerense se comprometió a responder los planteos el próximo viernes.
"Todos sabemos que una manifestación es una forma de forzar el diálogo, cuando otras instancias fueron agotadas sin encontrar una respuesta", sostuvieron los trabajadores y concluyeron que el gobierno "es el responsable político de este conflicto social que se agrava día a día".