Viernes 14 de diciembre de 2018
Facebook Twitter Instagram RSS
PROVINCIALES | 17.18.2018

El conflicto por el transporte fluvial en Tigre toma dimensión nacional

Los isleños tigrenses mantienen dos reclamos: a nivel nacional, ser incluidos en el sistema de subsidios al transporte; y en la órbita provincial, declarar una ley de emergencia. El reclamo llega al Congreso Nacional después de diez años.

Tras una reunión con legisladores nacionales, los isleños de Tigre buscan nacionalizar su reclamo sobre el transporte fluvial. De esta forma, luego de una década sin éxitos de exigir que se los incluya dentro de la ley nacional que regula los subsidios al transporte, los vecinos de la isla harán sentir su voz en el Congreso de la Nación.

¿Qué cambió para que un reclamo de diez años hoy tenga mayor impacto? Diego Regnicoli, miembro de la agrupación Unidad Isleña, explicó a Política&Medios que "hoy municipio, empresas y vecinos nos encontramos en el mismo lugar del reclamo". Las empresas por su deterioro actual y los usuarios por los aumentos que sufrieron en el último tiempo y el impacto en la economía de la isla.

Otro hecho que dio visibilidad al conflicto fue la decisión, semanas atrás, del gobierno de María Eugenia Vidal de cerrar escuelas isleñas. "Esto está directamente vinculado al transporte fluvial porque implica en cómo los chicos van a la escuela" explicó Regnicoli.

Ayer, vecinos de la isla se reunieron con el intendente de Tigre, Julio Zamora, la presidenta del Concejo Deliberante, Alejandra Nardi, y legisladores nacionales del Frente Renovador y el Frente Para la Victoria. En ella obtuvieron el compromiso de los diputados de hacer llegar al Congreso el reclamo de incluir al transporte fluvial dentro del Sistema Integrado de Transporte Terrestre (SITRANS), que regula los subsidios nacionales al transporte. Zamora fue quien intervino ante los legisladores nacionales para que atiendan el reclamo.

Otro frente de reclamos que sostienen desde Unidad Isleña, éste en Provincia, es para la aprobación de una ley de emergencia de transporte en la isla. Esto implicaría la inmediata atención económica para resolver en el corto plazo el deterioro de los transportes. "La ley de emergencia sólo serviría para el ahora e implicaría unos sesenta millones de pesos anuales" señalaron los isleños.

Existe tres empresas que brinda el servicio de transporta fluvial en la isla del Tigre: Interisleña, Líneas Delta y el Jilguero. Hoy la tarifa más baja para el isleño es de 50 pesos ida y vuelta y de 150 para el turista. "Esto afecta al turismo que mermó producto de que para una familia de cuatro personas, sólo de transporte, tienen 600 pesos de gasto" detalló Regnicoli. Además, el costo golpea de forma desproporcionada a los habitantes que entran y salen de la isla por cuestiones laborales.

Días atrás, el intendente Zamora presentó ante el Juzgado Federal Civil, Comercial y Contencioso Adm. N°2 de San Martín un recurso de amparo para exigir la incorporación del transporte fluvial al SITRANS. Por otro lado, funcionarios municipales acompañaron el pasado 7 de abril una movilización de isleños contra la falta de políticas en el sector.

Los vecinos se siente discriminados por no estar incluídos en los subsidios nacionales de transporte y hoy ven las condiciones propicias para darle un verdadero impulso a este reclamo que ya tiene una década de frustraciones.